La CDMX entre Harfuch y Brugada

«El Derecho a la Ciudad» de Salvador García Espinosa

Más allá de los aspectos políticos y partidistas, bajo los cuales se definió a la candidata que buscaría gobernar a la Ciudad de México (CDMX), resulta de interés analizar, desde la perspectiva urbana, los proyectos que representan Omar García Harfuch y Clara Marina Brugada Molina. Ambos proyectos aparentemente tienen el mismo objetivo de brindar mayor seguridad a los habitantes de la zona urbana más poblada del país.

Omar García Harfuch es hijo de Javier García Paniagua, quien fue titular de la Dirección Federal de Seguridad, se puede afirmar que su formación se ha dado por completo dentro de la visión policiaca; asumió las riendas de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la CDMX en 2019, y bajo su mando se dieron fuertes golpes a bandas delincuenciales como: La Unión de Tepito, el grupo Anti Unión, el Cártel de Tláhuac y el Cártel de Sinaloa. A este último se le atribuye el atentado que sufriera en junio de 2020, donde sólo resultó lesionado y tres personas perdieron la vida. También coordinó la captura de Dámaso López Núñez, ‘El Licenciado’, cabeza del Cártel de Sinaloa que después fue extraditado a Estados unidos para declarar en contra de Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán.

Su ofrecimiento durante la campaña fue simple: “CDMX será la más segura de Latinoamérica”, y las cifras lo respaldan; durante su desempeño se logró una reducción del 58% de la incidencia delictiva, y del 51% de los homicidios; los homicidios dolosos disminuyeron en 51%; el robo de vehículo sin violencia, 54%; el robo de vehículo con violencia, 69%; el robo a conductor/pasajero de vehículo, 76%; el robo a negocio con violencia, 71.4%.

La reducción en la incidencia delictiva se ha reflejado en menores niveles de percepción de inseguridad; de acuerdo con el INEGI, entre 2019 y 2023, la ciudad pasó de ser la número 26 con menor percepción de seguridad, a ser la número 13, es decir, un incremento en los niveles de percepción de seguridad. Y el porcentaje de la población que percibe la delincuencia como principal problema en la Ciudad de México, pasó de 74% a tan sólo el 44%.

Estos porcentajes se lograron gracias a diversos programas, de entre los que destacan: Programa Mi calle, consistente en la instalación de video cámaras; el Programa Cuadrantes, bajo el cual se busca atender la delincuencia en todas las colonias de la ciudad. Llama la atención que, en la Ciudad de México, más del 85% de las víctimas reportaron sufrir algún tipo de daño, 60% reportó daños económicos y la mayoría de los delitos (4%) ocurren entre las 12:01 a 18:00 horas.

Bajo estos indicadores, es comprensible que los habitantes de la CDMX tengan como prioridad la seguridad, y una evidencia es la encuesta que, en marzo de 2023, se publicó en Reforma, en que el secretario de Seguridad Ciudadana salió a la cabeza de las preferencias, mientras que El Financiero colocó a Rosa Icela Rodríguez, secretaria de Seguridad Federal, como puntera; ese dato se publicó previo a que ella misma anunciara que no participaría en el proceso electoral de 2024.

Por su parte, Clara Marina Brugada Molina es licenciada en Economía por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM). Su trayectoria política inició con el movimiento social urbano “Unión de Colonos de San Miguel Teotongo”, cuyo objetivo era reivindicar el derecho a la vivienda; fue parte de la creación de otros movimientos como: Movimiento Urbano Popular y la Unión Popular Revolucionaria Emiliano Zapata. En 1997 se convirtió en diputada federal y en esa legislatura presidió la Comisión de Desarrollo Social de la Cámara de Diputados, y se expidió la primera Ley General de Desarrollo Social antecedente para la creación del actual Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Iztapalapa es una zona que representa el 7.6% del territorio de la CDMX, y es la más poblada, con 1,835,486 habitantes que representan 1/5 parte de la población total de la Ciudad. La densidad promedio en la Ciudad de México es de 6,202 personas por km2, y en Iztapalapa habitan 15,809 personas por km2. En Iztapalapa se localizan cinco de los diez centros penitenciarios localizados en la Ciudad de México. Presenta carencias sociales significativas en pobreza, escolaridad precaria, así como la falta de acceso y regularidad de algunos servicios públicos. Más de la mitad de la población empleada percibe ingresos equivalentes a dos salarios mínimos y su actividad económica se concentra en el comercio y los servicios.

Por todo lo anterior, el gobierno de Clara Brugada ha demostrado una estrategia totalmente distinta a la policial predominante en la CDMX, que le permitió haber sido galardonada parte de los Premios Holcim, con el Premio Oro Latinoamérica, por el proyecto de Unidades de Transformación y Organización para la Inclusión y Armonía Social (UTOPÍAS) y que constituyen centros de desarrollo comunitario que tienen por objetivo dotar de infraestructura cultural, educativa, artística y recreativa a la población de la Alcaldía sin ningún costo. Además, estos espacios permiten brindar atención en diferentes temas para el combate a la desigualdad e inseguridad en la demarcación.

A través de las UTOPÍAS se ha logrado la prevención de comportamientos antisociales y delictivos, así como la recuperación del espacio público, la reconstrucción del tejido social y la cohesión comunitaria. Se ofrecen espacios de esparcimiento dignos para el desarrollo de la vida comunitaria y el fortalecimiento de los lazos de solidaridad. Una estrategia probada con éxito en Medellín, Colombia, bajo el concepto de Urbanismo Social. Además del ya famoso cable-bus. Los resultados en Iztapalapa indican que, entre diciembre 2019 y diciembre de 2020, la percepción de inseguridad disminuyó un 6.2%.

Lamentablemente, como se indicó en un inicio, las decisiones de selección de candidatos por parte de los partidos políticos obedecen a criterios de muy diversa índole. Sin embargo, de frente a los procesos electorales los ciudadanos deberíamos de investigar qué proyecto de ciudad ofrecen los candidatos; no resulta muy evidente y, en consecuencia, habría que preguntar o pedir que los candidatos hagan explícitas sus políticas y compromisos en materia urbana.

Ver más opiniones de nuestros columnistas 

Síguenos en:
Facebook/NoticiasEnSintesis
Twitter@NsintesisMich