Cerrar paso a la inflación. Por Heliodoro Gil Corona

Los Datos Duros de Inflación

• La tasa interanual de inflación a la primera quincena de abril ascendió a 7.72%, manifestando una tendencia al alza desde febrero y una expectativa que apunta al 8.0% anual en todo el mes de abril.
• En febrero los precios de bienes y servicios subieron a 7.28%, en marzo llegó a 7.45% y en la primera quincena de abril ascendió a 7.72%.
• La inflación aumentó en el mayor número de ciudades y en los alimentos básicos de consumo frecuente en los hogares con precariedad económica.

• La inflación se ha generalizado en 30 ciudades (54.5% del total) de las 55 monitoreadas por el INEGI en un rango que va desde 8.0% a 10.0%.

• Los alimentos como frutas y verduras incrementaron en 17.3%, los pecuarios subieron en 13.7% y los energéticos con todo y subsidio aumentaron en 5.8%.

Diagnóstico
• El diagnóstico sobre el que partió el secretario de Hacienda a nuestro juicio es correcto y puntual, reconociendo con precisión las causas del aumento de precios en los últimos 16 meses.

• En efecto la inflación es un fenómeno de origen externo producto de la crisis de las cadenas de abasto de insumos, que repercutieron en los costos y en las expectativas con carga incremental en los productores y empresas en el corto y mediano plazos.

• Primero la pandemia de COVID-19 y luego la invasión rusa a Ucrania, provocaron la crisis de abasto de materias primas y como consecuencia el aumento de precios en casi todas las economías del mundo.

• El gobierno federal estuvo actuando para contener el incremento de precios mediante subsidios a los combustibles y la electricidad; sin embargo, la medida ha sido insuficiente.

Alcances del PACIC

• El Paquete Contra la Inflación y la Carestía (PACIC) que ha puesto en marcha el gobierno federal que, junto a medidas monetarias del Banco de México, persiguen retornar la inflación a la meta de 3.0%. Por cierto, estabilidad de precios que se logrará a finales de 2023.
• El paquete ataca de manera articulada la oferta y la distribución de 24 productos básicos cuyos precios estarán controlados por un periodo de 6 meses, asegurando el acceso en materias de logística, seguridad, insumos, peaje, tarifas y aranceles de importación de estos productos de básicos. Se estima que las medidas incidirán en 27% del INPC.
• El paquete representa suma esfuerzos: modera las ganancias de productores y empresarios y el gobierno federal seguirá apoyando temporalmente con recursos públicos la oferta y distribución de productos de primera necesidad en el país. Los combustibles y la electricidad seguirán contando con subsidios a los consumidores por la duración de este paquete.

Algunas Lecturas Económicas

• Las medidas persiguen romper con la inercia observada de productos básicos de consumo frecuente en la producción y distribución, además en insumos como las gasolinas y la electricidad de control del sector público.

• Se parte de reconocer que está ocurriendo una inflación por costos en la economía doméstica que está incidiendo en la canasta básica de consumo mínimo.

• El paquete tiene bondades y beneficios para los consumidores de bajos ingresos y propicia estabilidad de precios clave para lograr certidumbre en los productores, empresas y los gobiernos federales, estatales y municipales.
• Como lo apuntamos anteriormente, la reducción de la inflación se logrará gradualmente en los próximos 18 meses y por ende el ciclo alcista de la tasa objetivo del Banco de México seguirá observándose en el presente año.

Por hoy, es el comentario que compartimos con ustedes.
Recuerde: Cuídese, cuídese mucho.
Si puede, done sangre.

 

Heliodoro Gil Corona
Analista Económico / Profesor-Investigador de la Facultad de Economía de la UMSNH. Coordinador de Proyectos Estratégicos del CEEM.