Columnas

AMLIBabá y los 40 latrocinios

«La Grilla en Rosa» de Fabio  (versión desaforada)

El mesías copió al dedillo el modelito de Mico Mandante Hugo Chávez de llenar el hocico de dádivas a cuanto atarantado se dejara, con tal de asegurar que siguieran votando por su verdugo. Un modelo de cooptación muy bueno para Venezuela, que contaba entonces con montañas de dinero del petróleo.

Claro que el modelito tiene un pequeñísimo inconveniente: el dinero gratis no es eterno y de algún lado tiene que salir. Mico Mandante Hugo Chávez logró que el país con mayores reservas petroleras del continente sea ahora un menesteroso con inflación galopante y una ahora inexistente industria petrolera, pues también aplicaron eso de pendejos pero fieles, digo, 10 por ciento de capacidad, 90 por ciento de lealtad, en los puestos clave de sus empresas del petróleo.

Aquí, nuestro Fidel Castrosito entró con toda la intención de hacer el mismo papelito de Santa Claus para comprar votos y, de paso, robar como carrancista. Su austeridad republicana no fue otra cosa que el secado extremo de presupuestos de todas las dependencias para que el mesías tuviera lana para repartir a cuanto débil mental se encontrara y estuviese dispuesto a gritar como tonto «Es un honor, estar con el hablador» y vender alma y país a un estafador con tiple chistoso.

Obvio es que depredó y se acabó todos los dineros posibles entre sus dádivas, en las transas de toda su familia y suyas (quien crea que el mesías es honesto y no agarra nada de lo que roban otros en su nombre, está como lobotomizado), en comprar votos y gobiernos, y en sus negocios y obras inútiles. Y es temporada electoral, y urge que a México le receten tiempos extras y penalitas locas de la pesadilla pejista, pero no hay varo. ¿Y ‘ora?

Fácil: a seguir endeudando al país y ahora a echarle mano a los fondos PRIVADOS de las Afores con el fútil pretexto de que nadie las ha reclamado. ¿Neta? Porque eso no implica que no tengan dueño. Y de todos modos, son fondos que están invertidos en diversas ramas e iniciativas, cuyas ganancias nutren -bueno, mas o menos- las cuentas con las ganancias que esas inversiones dejan.

¿Ya dije que son 40 mil millones de varos? Al narcopresidente se le hacen agua las uñas para echarse a la bolsa y tirar al desperdicio ese dinero que según él no es de nadie. Obedientes, en la secta dicen que simón, que enseguidita le llega su orden de Afores con papas y refresco grandes y, por diez pesos más, extra alitas para repartir entre sus lonjudos cuatro hijos.

De una vez lo decimos, para que los chairos no lloren luego: el dinero no es enajenable -no se lo pueden adueñar así nomás, pues- y mucho menos es lana sin dueño. El uso que pretenden darle es completamente ilegal y, por tanto, nuestra Wonder Woman de la Suprema Tremenda Corte, Norma Piña, tendrá que salir, de nuevo, a enseñarles leyes a los bandoleros de la secta y, de paso, a ponerle otra bofetada legal que le ponga en orden las ideas a AMLIBabá y sus ganitas de seguir robando y adueñándose lo que no es suyo.

EL TIKTOKERO ‘VÍSTIMA’ DEL COMPLÓ

De por sí tiene cara de perro sharpei, pero les juro que ahora que desde la Suprema Tremenda Corte ordenaron investigar sus múltiples y documentadas transas, al zalamero Arturo Zaldívar le quedaron las facciones como oreja de hojaldre.

Eso de pasar de ministro corrupto, agachado y defensor de banqueros transas del FOBAPROA -que le dejaron lana que se cuenta en millones de dólares, de acuerdo a Raymundo Riva Palacio- a defensor de la narcocandidata, tiktokero y escuincla con ganas de ser influencer siendo un hombre de más de sesenta años como que no le está resultando de lo mejor al que ya se veía de secretario de gobernación de la candicalca. Upps.

Fieles al estilo de la secta, ya salió el mesías a defenderlo, a decir que es honesto, capaz y mil flores que son falsas. Ya sabemos: si alguien es defendido por el mesías, es exactamente lo contrario a lo que dice su defensor que es.

Y el nene, a lo suyo: a chillar «compló», como ejemplifica siempre que lo cachan el macuspano más corrupto y mentiroso que ha macuspaneado en este mundo. Zalamerodívar se «defiende» diciendo que le iniciará juicio político a Norma Piña. Ah, órale… Que esté ya descaradamente con Pejito no le da el triunfo en automático, así que suerte con eso, nene, porque el caso en tu contra tiene solidez de granito.

GÜEVONES AL COMBATE, GÜEVONES AL COMPÁS

Que dice la «científica» que es mentira que si no se trabaja se va a vivir mal. Con semejante frase se queda uno: «¿A qué se refiere: al Peje, a los Trivagos, a la familia de López Obrador, los Beltrán y toda su descendencia de aquí al Xibalba, a todos los  morenarcos que han salido en comaladas de neomillonarios; o de planamente se refiere a la nueva casta de haraganes acostumbrados a que los mantenga papá gobierno a cambio de voto, trasero y dignidad?»

Sepa la bola, pero la frasecita fue otro balazo en el pie que se dio la candicalca, solita y sin ayuda, dejando claro que va a querer seguir de Santa Claus, igualito que su titiritero.

Para eso faltan dos cosas: primero, que tenga dinero ajeno que robar; segundo, que gane, algo cada vez más improbable.

Mostrar más
Mira también
Cerrar
Botón volver arriba